¿Alguna vez has tenido alguna complicación con tu reloj Invicta para tener que recurrir a nuestro Centro de Servicio? ¡Seguro que te lo habrán devuelto como nuevo! Y la verdad es que no contamos con un gran equipo de reparadores para arreglar relojes, no es necesario ya que tenemos un arma secreta. Y esa arma secreta se llama Paco.

Paco es nuestro relojero experto, él se encarga de inspeccionar tu reloj, sacar su diagnóstico y curarlo de toda imperfección. Su tío, de quien él aprendió todo lo que sabe sobre relojes, es el dueño y fundador de la primera relojería en Cancún, que con más de 40 años de servicio se ha convertido en la relojería más conocida y prestigiosa de la ciudad.

 

 

Paco nos ha acompañado desde el inicio de Invicta en México, y con sus más de 18 años de experiencia como relojero, sumado al excelente trabajo que siempre ha hecho, depositamos en él toda nuestra confianza para dejar en sus manos tus relojes Invicta, cuando así sea necesario.

Sabemos que no te gusta tener que separarte de tu Invicta, y como nos comenta nuestro relojero, muchas veces le llegan relojes que quizá si se hubiera tenido más cuidado no hubieran tenido porqué viajar hasta nuestro centro de servicio, así que muy amablemente, Paco nos enlista las principales causas por las cuales le llegan relojes, explicándonos el porqué de cada causa y cuando pudo haber sido por mal uso del portador:

1. Cambio de pilas: es normal, la pila tiene un tiempo de vida y tarde o temprano, se agota.
2. Empañamiento: esto ocurre cuando hay un choque de temperatura. Si estás en un lugar donde hace mucho frío, sales y hace calor es muy probable que el reloj se empañe, puede pasar con cualquier reloj, de cualquier marca. El 90% de las veces se quita al día siguiente, de lo contrario es necesario abrirlo y secarlo por dentro.
3. Cristales rotos: Siempre son por golpes fuertes. Invicta maneja cristales flame fusion, que es una aleación de cristal mineral con zafiro, resultando un material bastante resistente.
4. Manecillas rotas: Al igual que en el cristal, esto ocurre con golpes muy fuertes.
5. Coronas despivotadas: Muchas veces el portador, olvida que la corona del reloj es de rosca, al jalarla fuerte se despivota. Recuerden que tienen que desatornillarla primero.
6. Se filtra agua: La mayoría de las veces es por mal uso del portador, ya que muchas veces no están seguros que quiere decir “atm” y confunden la profundidad con la presión atmosférica. Poniendo un ejemplo, su reloj dice “resistencia de 10 atm” piensan que solamente se refiere a la profundidad y se tiran un clavado con el reloj puesto. Lo que no saben, es que se refiere a la presión atmosférica y un clavado fácilmente supera los 10 atm. Tenemos relojes de hasta 50atm, que resisten clavados y demás, la clave es saber la resistencia del reloj y darle el uso adecuado.

Podemos saber si es defecto del reloj metiéndolo en un vacómetro, donde podemos someterlo a altas presiones atmosféricas dentro del agua. Si salen burbujas de alguna parte es porque se tiene una fuga y posiblemente tenga un empaque dañado, de lo contrario, quiere decir que se le dio un mal uso.

 

 

Y para terminar, nuestro querido relojero Paco nos da sus sabias recomendaciones:

- Recuerda siempre mantener la corona y los pulsadores (en caso de que tenga) bien cerrados, para que no le entre agua.
- ¡Cuida tu reloj de golpes fuertes!
- Revisa la resistencia de presión atmosférica que tiene tu reloj y asegúrate de darle el uso adecuado en base a este:

- No lo pongas sobre bocinas, sobre la tv, en general, no lo tengas cerca de imanes, ya que éstos hacen que las piezas se magneticen pudiendo así provocar un mal funcionamiento de la maquinaria.
- ¿Tu extensible está sucio? Prueba usar un cepillo de dientes de celdas suaves, con un poquito de vanish diluido en agua.

Y por último, recuerda siempre que Paco está para servirte. Mantén cerca de ti los datos del Centro de Servicio:
Teléfono (998) 884 3713,centrodeservicio@wmw.com.mx